¿Cómo lograr más disciplina y más voluntad?

¿Cómo? Cuando aparece la tentación (el pensamiento malo), uno no ha pecado todavía. Uno peca cuando da tiempo a la tentación para transformarse en pecado, en este caso, dando tiempo para meditar en el pensamiento malo. Lo que uno tiene que hacer es rechazar el pensamiento y ponerse a pensar inmediatamente en algo que agrada a Dios. Si uno lo hace, no ha pecado, y ha experimentado un poco del dominio propio. A través del tiempo, uno crece en dominio propio por seguir haciendo lo correcto. A través del tiempo, esta área de tentación no tiene el mismo poder sobre su vida que tuvo antes.